Wikipedia y la Iglesia Católica promueven prácticas comunicativas responsables


La cuestión de la veracidad en los contenidos comunicativos es una problemática de la época. La fragmentación y el muticulturalismo tienen como contrapartida la debilidad de criterios universales para fundar argumentaciones. En este contexto, Wikipedia, al momento de cumplir sus veinte años, lanzó por primera vez un código universal de conducta. Como destaca su mentor Jimmy Wales, los contenidos dudosos y la manipulación de la cual es objeto la página, son desafíos que impactan en la credibilidad de los contenidos posteados colaborativamente. Si bien gran parte de los contenidos del código se refieren al respeto en el trato entre su propio personal, también incluye la proyección de la organización hacia el afuera. El documento fue redactado entre 1500 colaboradores de la organización, provenientes de los cinco continentes y que hablan 19 lenguas nativas. El producto es conciso y es probable que se amplíe a más ítems. Se puede reducir a los siguientes puntos que orientaron el proyecto:

  1. Definir claramente el comportamiento aceptable
  2. Definir el acoso dentro y fuera de los proyectos para todos los participantes de Wikipedia
  3. Impedir el abuso de poder e influencia para intimidar a otros
  4. Combatir la introducción deliberada de contenidos falsos o inexactos
  5. Proporcionar un proceso de aplicación consistente y una responsabilidad compartida entre la Fundación y las comunidades de voluntarios

El trolleo así como difundir contenidos falsos son dos de los principios rescatados en este primer documento.

Es consiste con esta iniciativa que la Iglesia Católica refuerce el sentido de asumir responsabilidad en la actividad periodística. Así lo destaca el sociólogo Massimiliano Padula, profesor de comunicación en la Universidad Pontificia Lateranense y asesor en el tema de la Conferencia Episcopal Italiana. Para Padula, toda comuicación en las redes es potencialmente periodística. En particular, los periodistas profesionales deben rescatar el principio de orientarse a partir de criterios de verdad, ya que sin esta actiud es imposible construir una cultura del encuentro como la promueve el Papa Francisco en su reciente documento redactado para la 55° Jornada Mundial de las Comunicaciones Sociales. El documento rescata cuáles son los valores que deberían regir la tarea periodística:

  • Más investigación y compromiso con la sociedad
  • Contacto con la vida real de las personas y no quedarse en frente dela computadora (“desgastar las suelas de los zapatos”)
  • Alentar la curiosidad, la pasión
  • Llegar a todos, en particular a quienes sufren
  • Trabajar con la mira puesta en la verdad

La tensión entre un mundo fragmentado y uno universalista se ha acentuado con la pandemia del coronavirus. Las restricciones a la movilidad y la disputa por las vacunas son muestras de un fenómeno de cuestionamiento a principios universalistas que la comunicación y la sociedad ya habían registrado anteriormente.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

three × 2 =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.